ᐈ ¿Cómo hablar en público sin miedo escénico?

Una más de muchas fobias que existe en la persona es tener el miedo de hablar en público. Es una situación estresante, como una ansiedad que desempeña preocupación o pánico al momento de hablar cuando se encuentra con un público. Según pasa el tiempo esto hace que las personas se protejan, evitando el hablar en público. Pero es una manera de engañarse pensando que el miedo de hablar en público se perderá algún día, en todo caso se vuelve más perturbador y crónico. Entonces, ahora como respondemos esta pregunta; ¿Cómo hablar en público sin miedo escénico?

En este artículo te daremos a conocer algunos consejos prácticos para ayudarte con el desarrollo de perder el miedo a hablar en público.

Aprender a hablar en público sin miedo

Algunas personas evitan el hablar viendo el lado de no exponerse con el público, como por ejemplo al momento de elegir una carrera en la universidad, eligen carreras donde no se exponen al público, o también con el trabajo, dejan pasar mejores oportunidades y tareas que solo era cuestión de hablar. Esto puede venir de años atrás que nunca se enfrentaron a exponerse con el público. Tener ese pánico escénico puede que una persona como profesional no llegue tan lejos, porque siempre estará evitando las presentaciones donde se debe hablar o las reuniones.

Pero así también, hay personas que se esfuerzan por sacar adelante su carrera profesional y aceptan cualquier tarea o discurso de importancia. Intentan superar el miedo y se centran en lo que saben y lo que van a transmitir. Este caso de personas se va desarrollando más delante de la vida poco a poco. El no tener miedo escénico ayuda mucho a crecer como profesional y mientras más experiencias tienes, hace que grupos de personas quieran que les compartas hablando y dialogando sin temor alguno.

En un negocio propio, como emprendedor o líder es esencialmente importante poder transmitir su punto de vista. Porque llega en algún momento de su trayecto empresarial que tendrá que hablar en público, ya sea cuando esté dando una presentación formal a una audiencia o reuniones con el equipo de trabajo. Las habilidades para hablar son esenciales para salir adelante en un entorno profesional. Entonces, debemos perder esa fobia social que nos impedirá llegar al éxito.

Consejos y técnicas para hablar en público


El promedio que se clasifica en las personas con la timidez de hablar en público es más alto que tenerle miedo a la muerte. Y esto afecta en gran mayoría a la vida personal y profesional.

Entonces, para perder el miedo a hablar en público y ya no estar en esos momentos de nervios, sudar en las palmas de la mano, que el estómago se enrosque en nudos y que definitivamente no quieras hacerlo, existen consejos para ayudarte y eliminar esta horrible fobia:

1. Organizarse

Esto se basa en organizar todos nuestros pensamientos y materiales, de manera que nos sintamos relajados y tranquilos. Cuando tenemos un pensamiento organizado, reducimos esa ansiedad de hablar. Solo nos centramos en la única cosa que tenemos en la mano y logramos un gran discurso.

2. Practicar y prepararse

Lo mejor para ir a dar un discurso a un público es la práctica y la preparación. De esa manera vamos seguros a enfrentarse a las personas y el espanto de hablar disminuye. Una manera de prepararse es escribir guiones de puntos claves, pero no leer palabra por palabra, porque usted debe ser capaz de estar bien preparado para que esto también ayude a responder cualquier pregunta que le haga el público.

3. Eliminar el miedo al rechazo

Eliminar ese miedo al rechazo se refiere a no estar pensando que la audiencia de tu presentación odie escucharlo, o pensar que te van abuchear. Siéntete seguro que tu audiencia está ahí para escucharte por alguna razón, no tengas miedo y elimina ese temor al rechazo. Siéntete seguro de sí mismo y veras que la fobia a hablar en público irá disminuyendo a medida pasa el tiempo.

4. Centrarse en los patrones

Esto se refiere que al momento de hablar hay que tratar de entrar a un solo ritmo o flujo. Debemos mantener las oraciones cortas, sobre salir los puntos claves y dar una breve pausa entre los puntos y comas para que la audiencia agregue una anticipación a lo que se va decir a continuación. De esta manera, también conseguiremos que nuestro público no se sienta aburrido cuando tú estás hablando. Es otra técnica de vencer el miedo de dialogar en público.

5. Mírate en el espejo

Al practicar todo lo que tienes planeado frente a un espejo es como si estuvieras hablando directamente con una persona. Aquí te muestro las habilidades que debes tomar en cuenta cuando practiques frente a un espejo.

➥ Tus gestos
➥ Tus expresiones faciales
➥ Los movimientos de tu cuerpo

También observar las expresiones suaves y la actitud calmada al momento de hablar. Esto ayudara a que tu audiencia se sienta más acogedora.

6. Grabarte y escuchar tu voz

Es una buena idea de grabarse en audio todo el discurso que vas a realizar para luego escucharlo y tomar nota de algunos puntos que puedas mejorarlo. A algunas personas no les gusta escuchar su voz después de haberse grabado, pero es importante acostumbrarse a escucharla para también mejorar ese susto que llevas dentro y adaptarte al estilo de tu habla.

7. Controlar la respiración

Concentrarse en la respiración hace que te sientas más relajado y tu voz tendrá más resonancia. Respirar con calma y mantenerse en un solo ritmo al momento de hablar ayuda bastante a expresarse en público con claridad. Así también, el trabajo de la respiración ayuda al estrés y mejora la vida en la salud de la persona.

8. Practicar un poco más

Según expertos dicen que la única manera de aprender a hablar se consigue con solo hablar bastante, y así sucesivamente. Entonces, si es necesario debes practicar muchas veces tu discurso que vas a exponer al público, hasta sentirte bien preparado y capaz de enfrentarte a cualquier pregunta posible de tu audiencia. Solo es cuestión de practicar para superar el miedo a hablar en público.

9. Enseña tu discurso a otra persona

Al hablar con una persona que sea de tu agrado y te sientas cómodo con la misma, es una manera de sentirse relajado antes de dar tu presentación al público.

Asegúrese que esa persona sea completamente honesta en su crítica para recibir comentarios y preguntas posibles que tu público podría hacerte. Esto te ayudara bastante al proceso de vencer el temor.

10. Clases de hablar en público

Hoy en día existen entrenadores mentores, que se encargar de entrenar a las personas a hablar en público, solo busca en tu país o localidad que vives grupos a los que puedas unirte. Nunca es demás pedir más ayuda profesional para sobre llevar esa fobia al público. Además las clases de oratoria te ayudan a relacionarte con mas personas y el entrenamiento llega a ser más efectivo.

11. Ejercitarse ligeramente antes de hablar

Realizar ejercicios siempre es beneficioso para nuestro cerebro. Salir a caminar o realizar algunas flexiones hace que nuestra sangre circule mejor y envié oxígeno a nuestro cerebro.

Este es uno de los mejores consejos recomendables que muchas personas lo realizan. Inténtalo y te sorprenderá.

12. Ayuda de PowerPoint

Tener un PowerPoint en tu presentación puede llegar a ser tu mejor amigo. Esto te ayuda de gran manera si te pierdes en alguna línea de tu pensamiento. Así también, mantiene a nuestra audiencia atenta y comprometida. Pero ten en cuenta que no es bueno tener mucho contenido en nuestro PowerPoint, ya que eso aburriría a nuestra audiencia. Realízalo dinámicamente con subtítulos claves y ejemplos sobresalientes.

13. Tomar agua con limón

Este es uno de los secretos que usan algunos discursantes antes de empezar con su disertación al público. El agua con limón ayuda a lubricar nuestra garganta. Siempre trate de evitar las bebidas que contengan azúcar, porque esto te hacer secar la boca y puede dificultar el habla.

Otros trucos para hablar en público sin miedo


El Dr Kennet Mc Farland quien falleció en 1985, fue conocido como un Decano de los Oradores Públicos. En su libro nos dio consejos para leer la Elocuencia en Hablar con el público. Esto quiere decir el punto de partida para llegar a ser un excelente orador.

Estos consejos o trucos continúan a la lista de los consejos anteriormente mencionados:

14. Escoge un tema que realmente te Interese

Escoger un tema quizás en algunos casos no sea decisión tuya, pero sí lo es, el tema de elegir debería ser algo que realmente te interesa y que tenga un impacto para ti, donde puedas compartirlo con facilidad a los demás. Esto te ayudaría a ti a expresarte de la mejor manera y dejando a un lado el pánico escénico.

15. Conoce 100 palabras por cada palabra que hablas

Esto se refiere a que no tienes que aburrir a tu audiencia, dando a entender que no sabes bien el tema que estas presentando. Por lo contrario, tienes que dar a entender que conoces 100 palabras por cada palabra que hablas. En otras palabras que tu público se de cuenta que dominas el tema que estás hablando.

16. Enfocarse en el tema y no en la audiencia

Enfocarse en el tema es un papel importante para no distraerte y dar todo lo mejor de tu material que preparaste. No te preocupes por las reacciones de tu auditorio.

17. Relajarse y olvidarse del miedo a hablar en publico

Esto debes aplicarlo antes de anunciar tu discurso. Cuando liberas el estrés te pones menos tenso y te sientes más relajado.

Según expertos indican que meditar 5 minutos al día puede ser de muy buena ayuda cuando te enfrentes en público para hablar. Entonces, ponlo en práctica para despejar la mente y dejar a un lado los pensamientos negativos.

18. No pensar en las reacciones del público

Como en toda conferencia existen personas aburridas o cansadas. Pueden estar bostezando o con el teléfono distraídos. Pero ninguna de estas reacciones tiene que afectarte personalmente. Tu solo concéntrate en el tema que estás hablando y listo.

19. Evitar hablar demasiado rápido

Si hablas rápido haces que interfiera los patrones de respiración, causando problemas de respirar menos. Cuando esto ocurre tienes más pánico y sos susceptible a tener miedo. Entonces, hay que practicar de disminuir la velocidad al hablar para estar relajado y tranquilo.

20. Haz que tu energía nerviosa trabaje para ti

Cuando uno está nervioso el cuerpo del ser humano empieza a sentir adrenalina. Tenemos que canalizar esa energía nerviosa en energía positiva, ya que eso influirá a sentirse de manera positiva durante la presentación u oratoria.

21. Pagar cualquier precio para hablar bien

Una de las mejores decisiones requiere aprender a hablar bien, pagando cualquier precio. Cueste lo que cueste hay que estar dispuesto a lograr ese objetivo. Hoy en día las personas que mejor se destacan hablando son superiores ante sus competencias laborales. Cuanto más sea usted y mejor lo haga, es más probable de llegar lejos en su carrera profesional o como empresario.

22. Tener orgullo de su trabajo y reconocer el éxito

Es bueno tener algo de orgullo de uno mismo y sentirse gratificado por lo que realizo. Después de terminar la presentación una buena palmadita en la espalda te hace sentir más fuerte, llegando a superar tus miedos y que lo hiciste bien.

23. Desarrollar un plan para mejorar tu próxima presentación

Como dice un refrán “La práctica hace la perfección”. Esto ayuda a que cada vez seas mejor. Si alguien te grabo un vídeo durante el discurso, mírela tomando notas en lo que podría mejorar en su próxima presentación. Es una buena manera de practicar y seguir mejorando. Con el tiempo, la timidez de hablar en público desaparecerá del todo.